Antecedentes

El programa de Doctorado en Ciencias Sociales, aprobado por el H. Consejo Universitario en diciembre de 1994, inició su operación en marzo de 1995, contando hasta ahora con siete promociones. La primera generación de este programa contó con el apoyo del CONACyT, a través de cinco cátedras patrimoniales que contribuyeron a la puesta en marcha y desarrollo de la primera generación. Cabe anotar que dichas cátedras fueron dictadas por académicos renombrados, como son los casos de los doctores Lorenzo Meyer Cosío, Blanca Torres Ramírez, Edgar Ortiz Calisto, Eloy Méndez Sáinz, Jorge Padua Nesrala y Alfredo Guerra-Borges.

La propuesta actual, elaborada para su aplicación a partir de la octava generación (2014-2017), asume que este Doctorado es un referente en el Noroeste de México, tanto por el reconocimiento de su planta de tutores, como por los logros académicos alcanzados por sus egresados.

En sus orígenes, el programa estuvo adscrito directamente a la administración central de la Universidad; después su adscripción pasaría a la Coordinación General de Investigación y Posgrado. Hacia junio de 2007 se formalizó la adscripción del Doctorado en la Facultad de Ciencias Económicas y Sociales (FACES).

La incorporación del Doctorado a la Facultad ha potenciado sus posibilidades de desarrollo, toda vez que ha permitido una relación más estrecha entre el posgrado y una base de investigadores, así como la conformación de éstos en grupos de investigación y su pertenencia a redes. De igual forma ha propiciado una mejor organización de la investigación y del posgrado, el fortalecimiento de las capacidades para dar atención a las temáticas de especialización y el desarrollo de un personal calificado con el fin de ganar para la Institución y el Programa, autoridad e identidad propia.

En esta dinámica, una pieza fundamental ha sido el ajuste en las líneas de generación y aplicación del conocimiento. Hay una mayor consistencia entre lo que hacen los investigadores y los programas de posgrado, posibilitando elevar la eficiencia en el proceso de formación de recursos humanos y la capacidad de respuesta frente a la sociedad.

Cabe mencionar que desde sus inicios, y principalmente por razones prácticas y fundacionales, para la definición de su núcleo básico y la formación de comités tutoriales, el Doctorado en Ciencias Sociales se ha venido apoyando, además de los recursos propios de la Facultad, en investigadores de otras unidades académicas, asumiendo con ello la interdisciplinariedad y la transdisciplinariedad.

Es importante mencionar que a lo largo de la existencia de este programa se ha promovido su evaluación por órganos externos. Hacia 2001 fue evaluado por el Comité Interinstitucional para la Evaluación de la Educación Superior, área de Ciencias Sociales y Administrativas (CIEES-CSA), cuyas recomendaciones orientaron al fortalecimiento de su operación.

De igual forma, el DCS ha sido evaluado por comités del Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (CONACyT) en cinco ocasiones. La primera de ellas, hacia 1997, cuando fue incorporado al Padrón de Programas de Posgrado de Excelencia, en la categoría de Condicionado con observaciones. Hacia 2002, en el marco del Programa para el Fortalecimiento del Posgrado Nacional (SEP-CONACyT), el Doctorado es evaluado por segunda ocasión y el resultado es su incorporación al Subprograma Integral de Fortalecimiento de Posgrado (PIFOP), con el objetivo de lograr su reconocimiento posterior como integrante del Padrón Nacional de Posgrados (PNP). En la tercera de las evaluaciones, cuyo dictamen está fechado en mayo de 2006, el DCS es incorporado al PNP en la categoría de Alto Nivel. La cuarta de las evaluaciones se llevó a cabo en el año de 2013, con el resultado de ubicación en el nivel en desarrollo en el  Padrón Nacional de Posgrados de Calidad (PNPC); la quinta y última evaluación del programa fue realizada en 2014, con el resultado de mejora en el nivel de reconocimiento, al ascender al nivel de programa consolidado en el PNPC.

En el plano internacional, el Doctorado en Ciencias Sociales fue evaluado por la Asociación Universitaria Iberoamericana de Posgrado (AUIP) en 2010. Como resultado de esta evaluación al programa se le otorgó el Premio AUIP a la calidad.

IMPORTANTE

ENLACES DE INTERÉS